¿Cómo pintar un comedor moderno?

imagen de cómo pintar un comedor moderno

Cambiar el color de las paredes de una estancia puede transformar por completo la sensación que transmite la habitación. Aportándole un toque fresco y dinámico o un toque cálido y acogedor. En este artículo, te indicaremos paso a paso cómo pintar un comedor moderno. De forma que, este nunca pase de moda. ¡Vamos a ello!

1.      Comprueba que la pared esté limpia y seca

Antes de ponerte a pintar, es muy importante que la superficie que vayamos a decorar esté en óptimas condiciones para recibir la pintura. Por ello, si la pared tiene polvo o manchas, primero la limpiaremos con un paño humedecido con agua. Y, esperaremos hasta que el soporte esté seco completamente.

2.      Pon cinta de carrocero en los rodapiés y los marcos

A continuación, protegeremos los rodapiés y los marcos de las puertas y ventanas con cinta de carrocero. Esto, evitará que la pintura manche de forma accidental elementos de la habitación que no queremos pintar. Consiguiendo un acabado limpio y profesional.

3.      Pinta las paredes del comedor en un tono clarito y el techo en blanco

Después, elige una pintura en un tono claro para pintar las paredes del comedor. Como, por ejemplo: un blanco roto, un gris perla, un marroncito clarito o un color maíz. Porque, los colores claritos, dan más amplitud y luminosidad a la estancia. En cambio, el techo es mejor pintarlo de color blanco para potenciar la luz y darle un toque más fresco a la estancia.

4.      Deja pasar 6-8 horas hasta que se seque el material

Tras aplicar la pintura, espera 6-8 horas para que el material se seque completamente. Normalmente, a las 2-4 horas ya podemos ver que la pintura está seca al tacto. No obstante, si nos apresuramos en dar la segunda mano y no esperamos al menos 6 horas, removeremos la pintura de la primera mano y no conseguiremos la cubrición adecuada.

5.      Pinta un lateral de la estancia en un color más vivo u oscuro

Seguidamente, aplicaremos un color más vivo o más oscuro en un lateral del comedor. De forma que, el tono contraste con el color del resto de las paredes. Por ejemplo, si hemos pintado el resto de paredes de color gris claro, puedes pintar la del lateral de color grafito o antracita. Así, crearemos un contraste muy llamativo y original. Y, si tenemos las paredes en un tono crema claro, podemos pintar la del lateral en un color amarillo limón o color yema.

6.      Tras el secado de la pintura, retira las protecciones y friega el suelo

Una vez que todas las capas de pintura estén completamente secas, retira con cuidado la cinta de carrocero de los rodapiés y los marcos. Aprovecha este momento para darle un toque final al proceso: friega el suelo para eliminar cualquier rastro de pintura o suciedad.

¿Ya sabes cómo pintar un comedor moderno? Si necesitas asesoramiento sobre pinturas decorativas, te animamos a que contactes con nosotros por Whatsapp. De lo contrario, te invitamos a que visites nuestra tienda online de pinturas y estos artículos relacionados: ¿Cómo pintar un salón en dos colores? ¿Por qué la pintura no cubre la pared?